Proyectos
mifactura.com
FEL
E-learn
Proyectos
Sharefile
RightSignature
SimplyBook

Blog - Grupo Consultor EFE™

CULTURA ORGANIZACIONAL: PROMUEVA UNA CULTURA REAL PARA OBTENER RESULTADOS REALES Lunes, 02 Abril 2018 18:39

Una de las grandes interrogantes de todos los directores de empresa acerca de la inversión que sus organizaciones realizan en el   desarrollo y entrenamiento del talento humano, es precisamente la imposibilidad de medir con precisión el impacto que éste tiene sobre el desempeño  individual y colectivo de las personas y, por ende, en el rendimiento general de la organización, lo que podríamos interpretar como su ROI (retorno sobre inversión).

Lo que no podemos negar, muy a pesar de los impresionantes avances de la inteligencia artificial y el desplazamiento humano en ciertas funciones, es la importancia que tienen (y seguirán teniendo) las personas dentro de la dirección de cualquier organización, y de la necesidad de mantener en continuo desarrollo aquellos temas etiquetados como habilidades blandas (Soft-Skills). Sin embargo, todos desearíamos poder medir, de forma clara y objetiva, si nuestros esfuerzos de desarrollo de talento humano están teniendo el impacto deseado.

Ante este paradigma, uno de los temas más complejos y robustos que existen es el de cultura organizacional. La cultura organizacional la  podemos entender como el conjunto de normas, creencias y costumbres que mueven o rigen el comportamiento de una organización, y que debe distinguirse con claridad del multifacético clima laboral. No obstante, también resulta limitativo decir que la cultura organizacional es dependiente o consecuencia estrictamente de factores internos que son controlables, puesto que existen fuerzas externas que impactan la cultura de una organización y ante las cuales los líderes deben ser habilidosos para reaccionar oportunamente.

Edgar Schein, uno de los padres del desarrollo organizacional y emblema en materia de cultura, menciona que, por definición lo que vemos en el presente, estrategia, está culturalmente definida por su historia. Es decir, toda empresa ha sido creada por uno o varios fundadores con un set de valores muy bien definido, que ven y comprenden al mundo alrededor de este sistema, por lo tanto, el objetivo de una empresa no es crear una muy bonita cultura organizacional, sino funcionar en la economía, y una vez que comprendemos esto, podamos modelar la cultura para optimizar ese rol.

Entonces, ¿cómo hacemos para medir objetivamente la cultura organizacional?, para ello, hoy en día contamos con un modelo   tecnológico desarrollado a lo largo de 45 años de investigación, de cómputo estadístico y aplicación   práctica en más de la mitad de las empresas que   conforman el Fortune 500, que nos permite identificar nuestra cultura organizacional actual, así como la ideal y conocer la brecha existente entre ambas. Además, podemos medir los factores causales que se encuentran reteniéndonos o empujándonos hacia un lado u otro, y controlarlos de forma efectiva para acercarnos lo más posible al escenario ideal y alcanzar las metas de la organización. Suena fácil, pero el simple hecho de interpretar acertadamente los resultados de dichos análisis es un arte por sí mismo; para lograrlo, un servidor y especialistas de nuestra firma se han certificado internacionalmente para liderar estos proyectos de  diagnóstico y transformación cultural.

El objetivo es dual, por un lado, crear un plan de acción que permita a la organización obtener el máximo ROI de sus programas de  desarrollo y entrenamiento, y que esto a su vez genere resultados reales, a través de una nueva  cultura alimentada por estilos constructivos dentro la organización.

Para conocer más acerca de los estilos constructivos y defensivos, así como para una infografía que muestra la correlación entre el desempeño financiero y la cultura organizacional de empresas líderes en el mundo, favor de contactarme en  ajromero@grupoconsultorefe.com

V3kD1Wjpg


cultura organizacional

Agregar Comentario

Comentarios