Reclutamiento por competencias

Gestión de Capital Humano

Reclutamiento por competencias

Lectura de 5 minutos
María Elena Hernández
Evaluador
María Elena Hernández
Evaluador

El proceso de reclutamiento y selección de personal en una organización es una de las actividades de mayor importancia del departamento de Recursos Humanos. El personal que lleva a cabo estas tareas debe estar capacitado tanto en el aspecto técnico de dicha función, como en la parte humana (sentido común) que requiere una verdadera gestión de este capital. Un proceso incorrecto de selección representa consecuencias negativas en la empresa, por ejemplo:

  • alta rotación
  • baja motivación
  • bajo desempeño del personal
  • pérdida de tiempo y clientes, etc.  

Es por ello que resulta esencial desde un principio tener bien identificadas cuáles son las necesidades que se desean cubrir por parte de la empresa y el perfil que buscan los reclutadores. Sin embargo, el mayor reto consiste en reconocer las habilidades del candidato más allá de la información técnica expresada en su currículum. El reclutamiento por competencias nos proporciona la oportunidad de tener ese enfoque integral sobre los conocimientos, habilidades y actitudes del candidato. De manera general, el modelo por competencias nace de tomar lo mejor de 3 modelos educativos:

  1. Tradicional
  2. Conductual
  3. Constructivista 

El enfoque de estos tres modelos es el desarrollo de funciones considerando el conjunto de conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes que se requieren para llevar a cabo cierta actividad en distintos ámbitos, como el mercado laboral, social, educativo, entre otros.

Dicho enfoque considera el desarrollo completo e integral de la persona, basado en las siguientes áreas de dominio:

  • Saber (área de dominio cognitivo)
  • Saber hacer (área de dominio psicomotor)
  • Saber ser (área de dominio afectivo) 

Esto se refiere a que no es suficiente tener conocimiento sobre ciertos temas (dominio cognitivo) si al final no se desarrollan las habilidades necesarias para llevarlos a la práctica (dominio psicomotor). Sin embargo, estas dos áreas de dominio tampoco están completas si no se toma en cuenta también el desarrollo de la calidad humana de la persona (dominio afectivo).

Es así como este modelo por competencias, aplicado a las funciones del reclutamiento, permite identificar y realizar una selección de talento realmente de calidad, considerando no solamente la formación académica de una persona, sino aquellas actividades en las que tiene experiencia, habilidades y destrezas desarrolladas. Un aspecto importante del modelo por competencias es la incorporación de actitudes, hábitos y valores en este proceso de selección, con lo cual se cierra y complementa el proceso para una visión holística de la persona.

El llevar a cabo un proceso de reclutamiento por competencias representa enormes beneficios para las empresas, ya que se cuenta con la certeza de que los candidatos elegidos son realmente los idóneos para el puesto y para la empresa, lo cual se verá reflejado en una menor rotación de personal, mejor rendimiento laboral, la posibilidad de diseñar planes de carrera acordes al perfil y las habilidades del candidato, incremento en la satisfacción laboral, entre otros.

Este proceso por competencias ha cobrado mayor importancia en los últimos años, pues el enfoque en la búsqueda de candidatos está cada vez más inclinado al aspecto de las habilidades y destrezas que comprueben que efectivamente una persona sabe ejecutar lo que dice que sabe. Lo importante en este punto es que dichas competencias sean comprobables o, mejor aún, certificadas formalmente.

Una opción en el mercado mexicano para llevar a cabo esta certificación es a través del CONOCER (Consejo Nacional de Normalización y Certificación de Competencias Laborales), el cual tiene la ventaja de ser avalada por la Secretaría de Educación Pública y que, desde hace más de 20 años, realiza la certificación de más de 1,000 competencias laborales, con lo cual cualquier persona tiene la posibilidad de comprobar su experiencia y conocimiento en funciones muy específicas y de gran rentabilidad. 

Contar con una certificación por competencias representa una ventaja en el mercado laboral, la cual se refleja en la posibilidad de contar con mejores y más variadas oportunidades de trabajo (empleado o de forma independiente), así como incrementos en nivel salarial.

Si estás interesado en conocer más sobre el proceso de certificación por competencias, te invitamos a conocer nuestros servicios como Centro evaluador acreditado por la SEP. No dudes en contactarnos, con gusto podremos orientarte sobre este interesante proceso.

Las opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de Grupo Consultor EFE™. 

María Elena Hernández
A continuación

Conoce la historia nuestro coach ejecutivo: Carlos de León

Gestión de Capital Humano | Lectura de 10 minutos

¿Cómo podemos ayudarle?

Grupo Consultor Efe - Whatsapp

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario.
Al utilizar nuestro sitio web, acepta todas las cookies de acuerdo con nuestras Políticas de privacidad.

De acuerdo