Ya no capacites a tus colaboradores

Gestión de Capital Humano

Ya no capacites a tus colaboradores

Lectura de 5 minutos
Adrián Maldonado
Adrián Maldonado

¡Ya no des más capacitación a tus colaboradores! Te lo pido por favor.

Sí, tal como lo estás leyendo, así de claro y así de fuerte.

Seguramente, están llegando a tu cabeza las siguientes objeciones:

  • Pero… tengo que cumplir con el plan anual de capacitación.
  • Pero… tengo que cumplir con la autoridad y evitar multas.
  • Pero… tengo que realizar bien mi trabajo para el cual fui contratado.
  • Pero… necesito estar preparado para recibir auditorías. • Pero… el cliente me lo pide (interno o externo). 

Entonces, ¿por qué te estoy pidiendo que ya no lo hagas?

Es sencillo, porque quiero que comprendas que debes cambiar la forma en que has visto las cosas, en este momento quiero hacerte una invitación a que te involucres más a fondo en los proyectos que tú mismo estás llevando a tu organización y que mires detenidamente si realmente estás comprometido a una sola cosa: VER CRECER Y DESARROLLARSE A TUS COMPAÑEROS DE TRABAJO.

Esta debería ser la verdadera razón y objetivo por cumplir, independientemente de tu puesto de trabajo. Así que, a continuación, te expongo la razones por las cuales yo considero que no deberías dar más capacitación a tus colaboradores:

  • Si solo lo ves como un fin, solo por cumplir.
  • Si no estás dispuesto a hacer un diagnóstico previo y un análisis de resultados posterior a la capacitación.
  • Si no has hecho una búsqueda exhaustiva del proveedor externo de capacitación.
  • Si no estás comprometido con los logros y el desarrollo de tus colaboradores y de tu organización.
  • Si no sabes o no entiendes el impacto que deberá tener la capacitación dentro de la organización, es decir, mejorar productividad, mejorar procesos, reducir costos, mejorar habilidades blandas (comunicación, trabajo en equipo, liderazgo, entre otros), reducir inventarios, etc. 

Es urgente un cambio de enfoque, ser definitivamente más humanos y comprometidos, en primer lugar, contigo mismo para que, solo entonces, puedas hacerlo con los demás. Te aseguro que, si cambias la perspectiva de las cosas, no solo tú, sino también tus compañeros estarán muy agradecidos contigo, se sentirán valorados, ayudarás a la organización a mantener a su capital humano y todos se sentirán motivados.

Una vez que hayas realizado estas consideraciones, te invito a conocer las capacitaciones, cursos y talleres que ofrecemos en Grupo Consultor EFE™ y posteriormente a contactarnos para que alguno de nuestros colaboradores pueda ofrecerte un plan ajustado y personalizado a las necesidades específicas de tu empresa.

¡Aprendamos juntos!

Las opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de Grupo Consultor EFE™️.    

Adrián Maldonado
A continuación

Vinculación por participación accionaria indirecta

Precios de Transferencia | Lectura de 10 minutos

¿Cómo podemos ayudarle?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario.
Al utilizar nuestro sitio web, acepta todas las cookies de acuerdo con nuestras Políticas de privacidad.

De acuerdo