LA IMPORTANCIA DE LAS HABILIDADES BLANDAS

LA IMPORTANCIA DE LAS HABILIDADES BLANDAS

Las habilidades blandas son aquellas capacidades que posee una persona y que le permiten poder comunicarse o poder interactuar con otras de una manera clara, precisa, efectiva y enfocada principalmente al trabajo, pero también tienen un fuerte vínculo con la vida diaria.

Estas habilidades no son solo resultado de algo al azar, son el resultado de la combinación de varios factores como: habilidades sociales, habilidades de comunicación, habilidades de comportamientos, actitudes, hábitos y valores que tiene una persona de forma individual y al exterior con otras personas y con su entorno.

Las soft skills o habilidades blandas se relacionan en gran medida con la inteligencia emocional, ya que nos permiten comprender que tenemos una gran responsabilidad con nosotros mismos de poder manejar de forma efectiva todas y cada una de las emociones y, claro, manejar también lo que sucede con otras personas.

Un caso muy particular es el departamento de Recursos Humanos, el cual tiene el deber de gestionar correctamente todo lo que sucede, en primer lugar, al interior de la persona, al interior del departamento y, claro está, en su entorno. Lo anterior, debido a que continuamente existe una interacción con diferentes áreas, diferentes entidades y, por supuesto, diferentes personas.

Un departamento de recursos humanos que no es capaz de gestionar sus emociones como departamento, será imposible que logre gestionar las emociones de otros, lo que provocará un sinfín de conflictos que afectarán de forma importante el clima organizacional de una empresa.

Las habilidades blandas, así como las habilidades duras (técnicas), pueden aprenderse, pero, en el caso de las habilidades blandas, se requiere de dos componentes muy importantes: el deseo y la voluntad, pues sin esto es imposible el correcto desarrollo de estas habilidades.

¿Por qué? 

Porque los colaboradores requerirán de un compromiso muy grande con ellos mismos, ya que el primer paso tendrá que ser el aprendizaje individual, reconocer aquellas áreas de oportunidad que requieren trabajar en beneficio de la persona que está tomando la decisión de mejorar ciertos aspectos de su vida personal y profesional.

No es lo mismo aprender a manejar herramientas, instrumentos o maquinaria que están perfectamente diseñadas para seguir procesos y llevar a cabo tareas porque para eso fueron diseñadas, sin emociones, sin prejuicios y sin creencias.

En cambio, las personas, a lo largo de nuestra vida, adquirimos ideas, pensamientos y formas de ver la vida que no siempre son iguales a los de otras personas y es la razón por la que en algunas ocasiones es tan difícil cumplir los objetivos o metas que se han propuesto.

Te invito a que visites nuestra página de Gestión de capital humano, en la que encontrarás información referente a las habilidades blandas, además de una gran diversidad de capacitaciones, cursos y talleres que estoy seguro de que te brindarán conocimientos amplios para tener un capital humano actualizado y enfocado en resultados.

¡Aprendamos juntos!

Las opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de Grupo Consultor EFE™.  

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario.
Al utilizar nuestro sitio web, acepta todas las cookies de acuerdo con nuestras Políticas de privacidad.

De acuerdo